spot_img
29.6 C
Ciudad del Carmen
InicioPortada¡Dile que su mamá lo ama!, el grito desgarrador de una madre...

¡Dile que su mamá lo ama!, el grito desgarrador de una madre por recuperar a su hijo en Mérida, Yucatán

¡Dile que su mamá lo ama! Es el mensaje que difunde Maggie Guzmán, una mujer y madre que pide a gritos ayuda para que le devuelvan a su hijo a quien no ha visto desde hace casi dos meses.

Es en redes sociales donde Maggie, quien, según su perfil, se describe como maestra de preescolar, originaria de Cozumel y residente de Mérida, Yucatán desde hace 12 años, donde denuncia y pide ayuda para que le regresen a su hijo de dos años 11 meses.

El pequeño Lucca fue alejado de su madre por su progenitor, el hombre con quien Maggie estuvo casada casi un año, pero con quien mantuvo una relación de noviazgo y pareja por siete años.

A la redacción de este medio llegó la denuncia de que Maggie Guzmán como se identifica en redes sociales, la historia de esta mujer en donde nos comentan que luego de la separación de la pareja, el acuerdo de palabra fue que compartieran la custodia de Lucca, pues la madre estaba en la mejor disposición de que su hijo conviviera con su papá sin la necesidad de un pleito legal, incluso, ella le insistía al padre del niño que pasara más tiempo con él.

Sin embargo, el padre, en un principio decía no tener tiempo para verlo, poco le interesaba saber de su hijo y también se negaba a firmar el divorcio, pero pasados algunos meses, él comenzó a insistir en que se realizara la firma de la separación, al parecer, él ya sostenía una relación sentimental con una mujer colombiana a quien también le urge conserva su residencia mexicana para no ser deportada del país y con quien ya tiene un hijo.

Un mal día, Maggie le permitió al padre de Lucca llevárselo, desafortunadamente, fue la última vez que ella lo tuvo entre sus brazos, han pasado siete semanas desde que madre e hijo ya no están juntos, tan sólo se han tenido que conforma con una videollamada y de eso ya pasaron varias semanas.

En redes sociales, Maggie, presa de la angustia que siente por no saber nada sobre su pequeño, ha pedido ayuda al DIF estatal, Mauricio Vila Dosal, gobernador de Yucatán, a sus conocidos y a todo aquel que pueda apoyarla para que la asesoren y por fin se reencuentre con su niño quien además ha perdido terapias de lenguaje que acababa de comenzar y se han visto truncadas porque el padre no permite que ni asista a la escuela.

Según las publicaciones de Maggie, Lucca tiene dos medios hermanos menores que él, frutos de las relaciones extramaritales que ha mantenido su padre con otras dos mujeres.

Tras un trabajo de investigación realizado por este medio, se descubrió que la madre no tiene una orden de restricción que le prohíba ver a su hijo, pues a la fecha los dos tienen el derecho de estar con Lucca porque la pareja no se ha divorciado.

Además, identificamos que el padre del pequeño es Marco Antoine Ávila Bernes, dueño de tres empresas de construcción que está vinculado con José Arturo Chab Cárdenas, encargado de la Dirección del Centro INAH Yucatán, para hacer negocios por debajo del agua y frenar los permisos de construcción y así desfalcar a sus víctimas.

Marco es dueño de las empresas, Ávila Arquitectura, Despacho de Arquitectura enfocado en Diseño y Construcción; Enerlive, Expertos en instalaciones de sistemas fotovoltaicos residencial y comercial y Lidar Peninsular, Empresa Mexicana especializada en tecnología de última generación para estudios topógráficos, descripciones según las cuentas de Instagram de cada empresa.

La situación por la que atraviesan Maggie y Lucca es un caso de violencia vicaria que el pasado de 7 de junio de este año, el Congreso de Yucatán aprobó reformas para reconocer a este tipo de violencia como un delito que amerita hasta ocho años de cárcel, que aunado a los actos de corrupción podrían merecer una pena mayor.

Violencia vicaria

La violencia vicaria es un concepto que se refiere al daño que causa el padre a sus hijas e hijos para generar dolor a la madre.

De acuerdo con Adelaida Salas Salazar, representante estatal del Observatorio Ciudadano Nacional de Feminicidio, “la violencia vicaria es un término relativamente nuevo que estamos comenzando a utilizar aquí en Yucatán y en todo México, para nombrar una violencia que ha existido desde tiempo atrás, que existe y seguirá existiendo en cuando no tratamos el tema que se llama prevención”

Una mujer debe saber qué es lo que tienen que hacer cuando se separe o termine una relación y que cuente con hijas e hijos, debe saber que debe acudir a una instancia judicial y solicitar una audiencia para que sus hijos se le queden y se le otorguen visitas a la pareja porque muy pocas saben que cuando se separan ambos padres tienen la patria potestad, entonces cuando las mujeres dicen alto, ya no quiero seguir sufriendo violencia y se separa, es cuando el marido se lleva a los hijos y a esta violencia se define como el instrumento que utiliza otra persona para hacer un daño, para ejercer violencia como en el caso de estos papás.

spot_img

latest articles

explore more

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí